5 personajes famosos que enfrentaron circunstancias difíciles y las cambiaron

5 personajes famosos que enfrentaron circunstancias difíciles y las cambiaron

| Un mundo nuevo

No es ninguna novedad que la mayoría de nosotros nacemos en familias comunes y corrientes y nos vemos obligados a conseguirlo todo de forma independiente.

Sin embargo, a algunos les va incluso peor: muchas personalidades famosas y exitosas no comenzaron desde lo alto, sino desde lo más bajo. Algunos con problemas de salud, otros con problemas familiares, y algunos incluso nacieron en tiempos en los que ni siquiera podían ser ellos mismos. A pesar de todo, estas personas lograron sus metas y hoy en día el mundo entero conoce sus nombres. Su ejemplo demuestra que no hay circunstancias insuperables bajo las cuales se deba ceder; siempre es posible vencer cualquier obstáculo. Te contaremos acerca de cinco de esas personas y sus increíbles, aunque difíciles y trágicas historias.

Sarah Breedlove, o Madame C.J. Walker: De hija de esclavos a dueña de un imperio de belleza

shutterstock-2278347419

Sarah Breedlove, más conocida como Madame C.J. Walker, nació en una familia de esclavos y, con el tiempo, entró en el Libro Guinness de los Récords como la primera mujer en construir un imperio multimillonario. También se convirtió en empleadora de miles de mujeres afroamericanas en todo el mundo, salvando así familias enteras de la hambruna y la pobreza, pero vayamos por partes.

Sarah nació en 1867 en una plantación de Luisiana, donde sus padres, junto con otros cinco hijos (hermanos y hermanas de Sarah), estaban registrados como esclavos. Gracias a la "Proclamación de Emancipación", firmada dos años antes, Sarah se convirtió en la primera hija de la familia en nacer oficialmente libre. Cuando la niña tenía solo 7 años, sus padres murieron, y su hermana mayor, Louvenia, asumió por completo la crianza de Sarah. Sin embargo, el esposo de Louvenia resultó ser un tirano horrible: los golpes eran algo cotidiano en la vida de Sarah, y ella tuvo que comenzar a trabajar como sirvienta en casas adineradas para "ser útil". Por esta razón, Sarah nunca recibió una educación formal; todo su aprendizaje se limitó a tres meses de asistencia a la escuela dominical, donde se enseñaba principalmente religión y canto coral.

A los 14 años, para escapar de los golpes y la humillación, Sarah se casó. Cuatro años después, tuvo su primer hijo, y dos años después quedó viuda con una pequeña hija en brazos, sin conocimientos, dinero ni trabajo. Sarah tuvo que mudarse a San Luis con sus hermanos mayores, que trabajaban como barberos, y conseguir un trabajo como lavandera por $1.50 al día. Sin embargo, la vida continuó arrojando desafíos desagradables a Sarah: ya sea debido al estrés, la mala alimentación o el estilo de vida, desarrolló una enfermedad de la piel y perdió la mitad de su cabello. En un intento por salvar lo que le quedaba, acudió a sus hermanos barberos en busca de ayuda. Ellos enseñaron a Sarah cómo cuidar adecuadamente su cabello y cuero cabelludo, y desde ese momento comenzó a experimentar con varias mascarillas y champús hasta que creó fórmulas que eran perfectas para la estructura del cabello de las mujeres afroamericanas.

Más tarde, Sarah conoció a la empresaria Annie Malone (otra mujer afroamericana exitosa cuyo destino se asemeja mucho al de Sarah) y se convirtió en su representante de ventas. Gracias a este nuevo trabajo, Sarah acumuló suficiente dinero para mudarse a Denver y lanzar su propia línea de productos para el cuidado del cabello. Poco después, Sarah se casó exitosamente con Charles Walker, un talentoso comercializador que apoyó activamente el negocio de Sarah, convirtiéndose en su agente comercial.

Al principio, a Madame C.J. Walker le tocó ir de puerta en puerta ofreciendo sus productos a las amas de casa. Después de dos años, tenía suficiente dinero para comprar una casa y abrir su propio salón de belleza, junto con una escuela donde se podía aprender el cuidado adecuado del cabello y la peluquería. Fue entonces cuando se fundó la compañía Madame C. J. Walker Manufacturing Company, se estableció una fábrica con un laboratorio de investigación científica para desarrollar nuevas fórmulas de cosméticos y se creó una escuela para capacitar a los futuros empleados de Sarah. En 1917, ella proporcionó empleo a más de 20,000 mujeres que podían ganar hasta 15 dólares al día (una cantidad significativa en esos tiempos) e incluso estableció fondos que apoyaban a la población afroamericana de los Estados Unidos, incluyendo refugios e instituciones educativas. En el momento de su muerte en 1919, la fortuna de Madame C.J. Walker se estimaba en $17 millones en términos actuales.

Ray Charles: El niño negro ciego que se convirtió en una estrella del Jazz

shutterstock-785358148

En la década de 1930, Estados Unidos tenía un aspecto bastante sombrío: la Ley Seca, la Gran Depresión, el desempleo generalizado, y en medio de todo esto, la población afroamericana que aún enfrentaba persecuciones y ataques del Ku Klux Klan, a pesar de la liberación oficial. En medio de todo esto, nació Ray Charles Robinson, quien al final de su vida recibió 17 premios Grammy y grabó 70 álbumes. Pero todo comenzó en una familia empobrecida en la pequeña ciudad de Albany, donde el padre era trabajador y la madre, lavandera.

Después de que naciera su hermano menor, George, la familia se vio obligada a mudarse a la ciudad de Greenville, en Florida. El jefe de familia fue víctima de los estafadores varias veces y no recibió el pago por su trabajo, lo que finalmente lo llevó a buscar empleo lejos de casa. Sin embargo, nunca regresó. La madre de Ray se quedó sola con dos hijos. Más tarde, Ray Charles dijo en una entrevista que "incluso entre otros negros, estábamos en el escalón más bajo. Debajo de nosotros, solo había tierra".

Mientras su madre lavaba la ropa de otros durante 15 horas al día, los pequeños Ray y George deambulaban sin rumbo por Greenville. Un día, Ray entró accidentalmente en un bar local donde un gran piano estaba en el escenario. El niño de cinco años no pudo resistirse, se acercó y comenzó a tocar las teclas blancas hasta que el viejo pianista Willie llegó corriendo. Sin embargo, era demasiado tarde: Ray ya estaba tan cautivado por los sonidos del piano que desde ese momento comenzó a visitar constantemente ese viejo bar, y Willie se convirtió en su profesor de música. Muy pronto, Ray pudo tocar varias melodías, aunque aún no sabía leer ni escribir.

Las condiciones en las que vivía Ray ya eran extremadamente difíciles, pero después de algunos años, empeoraron. Su hermano menor, George, se ahogó en una tina de agua durante uno de sus juegos infantiles, y debido al estrés intenso y a las relaciones deterioradas con su madre (ella culpaba a Ray por lo ocurrido), al niño le diagnosticaron glaucoma. Así, en su infancia, perdió completamente la vista en ambos ojos. Un niño negro, ciego, ¿qué podría ser peor? Ray despertaba la compasión de quienes lo rodeaban, y a su madre no le gustaba, ya que no quería que su hijo se acostumbrara a depender de la ayuda de los demás. Finalmente, ella dejó de vestirlo, pasearlo y ayudarlo: Ray lloraba, pero aprendía a hacer todo en la vida por sí mismo. A menudo se caía, se perdía, pero finalmente aprendió a caminar solo por las calles de Greenville. Así fue como regresó al bar con el viejo pianista y continuó su aprendizaje, a pesar de la ceguera, aprendiendo música literalmente a tientas.

Poco después, a Ray lo enviaron a un internado para niños ciegos y sordos, donde pudo aprender Braille y también se unió a un club de música, perfeccionando aún más su talento. A pesar de su ceguera, Ray desarrolló una memoria fenomenal y podía reproducir cualquier melodía que escuchara con facilidad. También le encantaba jugar al ajedrez, y su potencial creativo, junto con su mente matemática y lógica, le permitieron aprender a jugar tan bien como los músicos videntes.

Después de unos años, la abuela de Ray murió, y un año después, su madre también, por lo que al niño no le quedó más remedio que regresar a casa en verano. El pianista Willie comenzó a cuidar de él. Cuando Willie también desapareció, Ray se quedó completamente solo. Tenía solo dieciséis años cuando, en 1947, se subió a un tren con destino a Seattle y entró en uno de los bares para buscar trabajo como pianista. El dueño del bar se rió de él y de sus aspiraciones durante mucho tiempo, pero finalmente le permitió sentarse al piano y mostrar lo que Ray era capaz de hacer. Así encontró su primer trabajo y, a lo largo de los años, se estableció en Los Ángeles, convirtiéndose en una estrella del blues y un ídolo para millones de estadounidenses. En 2004, la historia de Ray Charles fue llevada al cine en la película "Ray", que ganó un premio de la Academia.

Henry Ford: El sencillo granjero que se convirtió en un genial inventor de automóviles

shutterstock-1141428218

El legendario inventor y propietario de la producción automotriz, Henry Ford, se destacó desde la infancia por tomar decisiones propias en comparación con otros niños. Era el primogénito en una familia numerosa de inmigrantes irlandeses que mantenían una granja en las afueras de Detroit. A Henry no le gustaba el trabajo agrícola al que su padre lo estaba entrenando arduamente, pero desarrolló un fuerte interés en la mecánica después de que su padre le regalara sus primeros relojes de bolsillo. En su adolescencia, Henry pasaba su tiempo desmontándolos y volviéndolos a armar. A los 13 años, abrió un pequeño taller de reparación de relojes en casa, lo que no complació a su padre. Después de la muerte de su madre, las relaciones con su padre empeoraron, y Henry no tuvo más opción que huir de casa a la edad de 15 años. Se dirigió a Detroit para realizar una "práctica industrial" en fábricas, pero regresó pronto: su padre le prometió un terreno de 40 acres a cambio de su regreso, y además, Henry estaba enamorado de una chica llamada Clara. En 1888, se casaron, y finalmente, Henry se dedicó a la granja, cediendo a la voluntad de su padre.

Sin embargo, Henry encontró una manera de dedicarse a lo que amaba: se centró en diseñar varios mecanismos para las necesidades de la granja. Inventó un tractor a vapor, pero no le gustaban las dimensiones y el peso del equipo. Henry buscó alternativas y consideró la tracción eléctrica, pero la instalación del sistema eléctrico resultó demasiado costosa para un granjero común. Finalmente, Henry se decantó por un motor de gasolina convencional. También inventó una máquina para moler granos y vendió la patente a Thomas Edison, quien más tarde, en 1891, lo invitó a trabajar en su empresa.

Dos años después, Henry Ford se convirtió en el principal ingeniero de Edison, a pesar de no tener educación superior. Continuó desarrollando un vehículo automotor autónomo utilizando el mismo motor de gasolina, y en 1896, patentó oficialmente el Ford Quadricycle, su primer automóvil funcional. En ese momento, se parecía más a una bicicleta y no tenía la apariencia que conocemos hoy, pero revolucionó la industria automotriz. Ford renunció a su trabajo con Edison para seguir desarrollándose en este campo. Con la ayuda del magnate de Detroit, William Murphy, se estableció la primera fábrica de automóviles, la Detroit Automobile Company, con Henry Ford a la cabeza.

Desafortunadamente, esta fábrica no duró mucho: solo produjo 20 automóviles, los cuales fueron criticados por su baja calidad y alto precio, llevando rápidamente a la quiebra de la compañía. Sin embargo, fue durante este tiempo que Ford conoció al ingeniero profesional Harold Wills, que era experto en leer y hacer dibujos, a diferencia de Ford. Juntos crearon una versión más exitosa del automóvil que atrajo inversores, y así nació la legendaria Henry Ford Company y la no menos legendaria marca de automóviles. Hoy, la empresa de Ford está valorada en más de $100.000 millones. Y a día de hoy la siguen dirigiendo sus descendientes.

Guy Laliberté: De artista callejero a dueño del circo más icónico del mundo

shutterstock-1017158344

La historia de Guy Laliberté no es tan conocida como las de las tres personalidades anteriores, pero sigue siendo impresionante. Seguro que has oído hablar del famoso circo Cirque du Soleil, e incluso puede que hayas asistido a sus espectáculos en persona. Con más de 4 000 empleados, la compañía genera ingresos que superan los 600 millones de dólares al año. Hoy en día, el Cirque du Soleil realiza giras por todo el mundo, pero en sus inicios todo comenzó con un entusiasta sonriente.

Guy Laliberté nació en Canadá, en una familia promedio con una madre enfermera y un padre relacionista público. Sus padres no eran pobres, así que desde su infancia llevaron a su hijo a diversas ferias, parques de atracciones y espectáculos. Fue durante una de estas experiencias que Guy desarrolló su amor por el circo, cuando visitó el espectáculo ambulante de los hermanos Ringling, Barnum y Bailey (que duró nada menos que 146 años y se declaró en bancarrota en 2017). Desde ese momento, decidió que quería ser parte de estos shows brillantes, magníficos e inolvidables. Durante la escuela secundaria, comenzó a crear sus propios números creativos, actuando en eventos de la ciudad y, al mismo tiempo, aprendiendo a tocar la armónica y el acordeón. Sin embargo, después de graduarse, Guy no ingresó a ninguna escuela de circo como siempre había soñado, sino a la facultad de derecho en Quebec. Sin embargo, no duró mucho: abandonó rápidamente sus estudios y comenzó a trabajar en la calle.

Guy Laliberté recorría las plazas como artista callejero, malabareando pelotas al ritmo de la música. Sus ingresos eran escasas donaciones voluntarias, hasta que un día, un pequeño grupo llamado Les Echassiers lo notó en la calle. No solo incluía malabaristas, sino también acróbatas, tragafuegos y artistas musicales. Juntos, viajaron por el mundo con espectáculos teatralizados, y Guy se unió a ellos. Gracias a esto, tuvo la oportunidad de visitar muchos países de Europa, pero el dinero siempre era insuficiente y, finalmente, la compañía se disolvió, obligando a Guy a regresar a casa. Incluso intentó encontrar un "trabajo estable" y consiguió empleo en una planta hidroeléctrica, pero tres días después hubo una huelga, y Guy fue despedido junto con todos los empleados. Así que, a la edad de veinte años, Guy volvió a la vida de artista callejero.

Sin embargo, pronto hubo un nuevo encuentro: a Guy lo volvieron a notar en la calle y lo invitaron a unirse al grupo de zanqueros Club des Talons Hauts ("Club de Tacones Altos"). Durante tres inviernos consecutivos, Guy vivió y actuó en Hawái, y se dice que fue allí donde se le ocurrió la idea de crear su propio Cirque du Soleil, "Circo del Sol". Al regresar a Quebec, Guy comenzó a trabajar en la realización de su sueño. Comenzó a reunir a su propio grupo de artistas callejeros, como él, pero bajo condiciones muy específicas: ya que Guy no tenía dinero, pagaba a los artistas con emparedados, pero a cambio, podían quedarse con todo el dinero que la gente les arrojaba durante sus actuaciones.

Por supuesto, este grupo estaba muy lejos de ser un circo completo. El verdadero Cirque du Soleil fue fundado más tarde, junto con su amigo Daniel Gauthier, quien en ese momento ya había completado la escuela de negocios y era propietario de su propia consultora. Junto con otro amigo, Gilles Ste-Croix, solicitaron financiamiento al gobierno, y para demostrar la seriedad de sus intenciones, Guy tuvo que recorrer 90 kilómetros desde Baie-Saint-Paul hasta Quebec con zancos gigantes. Finalmente, Cirque du Soleil reunió a 70 artistas, levantó su carpa y realizó su primer espectáculo en una feria local con boletos de solo $1. Asistieron 800 espectadores, y fue un éxito rotundo que marcó el comienzo del imperio de entretenimiento Cirque du Soleil.

Jim Carrey: El actor más divertido con un destino no tan divertido

shutterstock-1084887230

¿Quién no conoce hoy a Jim Carrey, el talentoso comediante, brillante actor y simplemente una persona con el corazón más amable? Comenzó su carrera cuando la vida estaba en su contra. Jim nació en una familia bastante pobre, donde su padre era una especie de "fracasado clásico": trabajaba mucho como contador, pero por una miseria, y a sus padres no les alcanzaba el dinero ni siquiera para pagar un pequeño apartamento donde vivían con cuatro hijos. Cuando Jim aún estaba en noveno grado, despidieron a su padre y toda la familia tuvo que mudarse a una camioneta, y luego, cuando tuvieron que venderla, a una tienda de campaña en la calle. Siendo un niño, Jim creía que simplemente se estaban embarcando en un divertido viaje. Junto con su hermano y dos hermanas, dejó la escuela para ayudar a la familia: mientras su padre trabajaba como vigilante nocturno en una fábrica, su madre trabajaba como limpiadora, y los niños limpiaban pisos y baños.

Sin embargo, a pesar de su difícil infancia, Jim Carrey no dejó de soñar y desarrollar su talento actoral. Incluso en la escuela, Jim a menudo interrumpía las clases debido a su hiperactividad, y algunos maestros hicieron un trato con él: si se sentaba tranquilo durante toda la lección, al final le darían de 5 a 10 minutos para que pudiera actuar frente a la clase. A los diez años, Jim escribió una carta al programa de televisión "The Carol Burnett Show", donde los invitados mostraban sus talentos cómicos o teatrales. Pero el programa respondió negativamente, ya que Jim era demasiado joven para participar. A los 15 años decidió intentarlo de nuevo, esta vez como comediante de escenario. Con su padre, montó un acto y actuó en un club famoso, que, lamentablemente, resultó ser un fracaso: la audiencia se aburría, e incluso el dueño del club dijo detrás del escenario que era terriblemente aburrido. Desilusionado consigo mismo, Jim olvidó su sueño de convertirse en actor durante dos años.

Jim volvió a actuar en público a los 19 años, y esta vez con bastante éxito: consiguió trabajo en el club The Comedy Store en Los Ángeles, y desde 1981, llenó salas. La gente iba al club especialmente para ver las actuaciones de Carrey, y, creyendo en sus habilidades, se trasladó a un club más conocido, "The Comedy Store", donde conoció al comediante estadounidense Rodney Dangerfield, quien posteriormente tuvo una gran influencia en las habilidades y la creatividad de Carrey. Más tarde, Jim fue invitado al programa de televisión "In Living Color", y Jim, cegado por las perspectivas, trasladó a toda su familia a Los Ángeles. Sin embargo, el programa duró solo unas pocas semanas y cerró. Jim perdió su trabajo y cayó en una depresión durante dos años, desapareciendo por completo de todos los radares, hasta que comenzó a asistir a audiciones. En 1983, actuó en sus primeros proyectos cinematográficos, y en 1994 se estrenó la película "Ace Ventura" con Jim, marcando una nueva era para él.

Por supuesto, esto es solo una pequeña parte de las personas que pudieron cambiar las circunstancias a su favor y se negaron a darse por vencidas. Ejemplos como Oprah Winfrey, J.K. Rowling, Stephen Hawking y muchos otros son igualmente inspiradores. Todas estas personas alcanzaron el éxito de maneras completamente diferentes, a diferentes edades y en diferentes campos, pero todos comparten algo en común: pudieron adaptarse y, eligiendo el momento adecuado, cambiar los eventos a su favor. No sin intentos fallidos y un trabajo titánico, por supuesto, pero ¡pudieron hacerlo! Entonces, tú también puedes, especialmente con la oportunidad de desarrollar cualquier soft skill y rápidamente, estudiando solo 15 minutos al día con Lectera.

Entrepreneur: Lectera entre los 15 productos innovadores que debes conocer en 2024

La edición española de la prestigiosa revista de negocios Entrepreneur ha realizado un análisis de los procesos de recuperación de negocios tras la pandemia de COVID-19 y ha publicado una lista de 15 productos innovadores a los que, sin duda, hay que prestar atención en 2024.

| Noticias

Entrevista de Mila Smart Semeshkina para 150sec. ¿Por qué la educación tradicional no puede competir con los cursos en línea?

Según una encuesta realizada por el Instituto Gallup de Estados Unidos en 2018, solo 1 de cada 10 estudiantes de posgrado sentía que su formación los preparaba adecuadamente para el trabajo práctico.

| Noticias

Mila Smart Semeshkina y Lectera en la final del premio internacional EdTech Awards 2024

Este año, en el prestigioso evento internacional The EdTech Awards | Future Focused For the Win, se presentaron más de 60 nominaciones. Entre los galardonados se encuentra la plataforma educativa en línea Lectera, liderada por su fundadora y CEO, Mila Smart Semeshkina.

| Noticias

Mila Smart Semeshkina está en la lista de las 100 personas más influyentes de Dubái

Por segundo año consecutivo, Mila Smart Semeshkina, CEO de Lectera, ha sido incluida en la lista de las 100 personas más influyentes de Dubái según Arabian Business.

| Noticias

Mila Smart Semeshkina en la columna de Forbes: "El camino de las startups es un testamento de coraje y previsión"

La fundadora y CEO de la plataforma Lectera, Mila Smart Semeshkina, cuenta en su nuevo artículo para la columna de Forbes cómo garantizar un lanzamiento exitoso y una posición sostenible en el mercado para tu startup.

| Noticias



¡Mila Smart Semeshkina recibe el premio CEO Middle East Awards 2023!

El 13 de diciembre se celebró en Dubái (EAU) la ceremonia anual de los premios CEO Middle East Awards de la revista Arabian Business.

| Noticias


Mila Smart Semeshkina impartió un taller inspirador sobre la creación de una marca personal en la exposición UN Women Entrepreneurship Expo

La fundadora de WE Convention, Mila Smart Semeshkina, impartió un taller práctico sobre la creación de una marca personal en la exposición Women's Entrepreneurship Expo 2023.

| Noticias


Mila Smart Semeshkina para Forbes: Cómo las empresas pueden hacer asequible la educación

La educación de calidad en el siglo XXI ya no es un lujo, sino un derecho. Todas las personas del mundo, independientemente de su lugar de residencia, sexo y situación económica, deberían tener la oportunidad de adquirir las habilidades y conocimientos necesarios para desarrollar una carrera profesional y autorrealizarse.

| Noticias